Novia en Downton Abbey, parte II (AVISO: SPOILER)

Mi nueva vida inglesa me tiene ocupadísima, pero no he podido resistirlo: tengo que comentar el look de Lady Edith en su “boda” porque me encanta, me fascina… es simplemente perfecto. Aparentemente, Lady Edith es la envidiosa de las tres hermanas, la que menos destaca, la de en medio, la que nunca tiene éxito con los hombres y, le pese a quien le pese, la menos agraciada.

Sin embargo, le dedico este post porque hay que admitir que, como novia, lucía casi más impresionante que Lady Mary en su respectiva boda. Lady Edith estaba preciosa, el colgante le quedaba estupendamente y su ramo me gusta más que el de su hermana mayor:

En su vestido sí pudimos admirar durante unos segundos la espectacular espalda, y tengo que decir que el corte de los hombros es sensacional:

Y por supuesto, el velo cubriendo el rostro…


¿La tiara? Sí, es exactamente la misma que llevó su hermana. Prestada para la televisiva boda por los joyeros reales Bentley & Skinner -que han trabajado en colaboración con el equipo de Downton- es de diamantes y de 1830. De nuevo, por si hay alguna interesada, sí que está a la venta aquí, pero cuesta la friolera de £125.000 (alrededor de 160000 euros)… Sabiéndolo de antemano, casi se me hace un nudo en la garganta cuando la veo tirada en el suelo, aunque la ocasión lo merecía, ¿no creéis?

Anuncios

La boda de Lady Mary

Downton ha regresado y yo ya he conseguido ver los dos primeros capítulos de la tercera temporada. Vivir en Londres tiene alguna que otra ventaja y una de ellas es la posibilidad de ver en directo los capítulos de Downton Abbey en el canal ITV. Es una serie que me tiene enganchadísima desde que empezó. ¿El vestido de la novia? Una pieza clásica vintage preciosa, elegantísima…

He indagado un poco y la diseñadora oficial de Downton Abbey, Caroline McCall, ha ofrecido una entrevista esta semana a Grazia –revista inglesa de la que soy una gran fan- en la que habla del vestido de Lady Mary y asegura que es el vestido “más caro” diseñado para la serie. “Costó alrededor de £4.000 hacerlo” (unos 5000 euros), afirma Caroline McCall.

Al parecer, la tela es de hilo de plata y se recoge en la espalda, que realmente no se vio ante la cámara, pero que tiene forma de V y se cierra con botones diminutos y bordados con pequeñas perlas y cristales Swarovski. Por debajo, el vestido y las mangas son de seda.

Por otro lado está la maravillosa tiara de diamantes que lució la protagonista. Prestada para la televisiva boda por los joyeros reales Bentley & Skinner -que han trabajado en colaboración con el equipo de Downton- es de nada menos que 45 quilates de oro y es de 1830.

Por si hay alguna interesada, sí que está a la venta aquí, pero cuesta la friolera de £125.000 (alrededor de 160000 euros)… Aunque mirarla no cuesta dinero, ¿verdad?